Preguntarse...

PREGUNTARSE

Las preguntas, las dudas, inquirir, indagar, bucear, sumergirme en el torrente arrollador de la vida ha sido un poco la marca indeleble que tatúa mi corazón.
Siempre en busca, siempre curiosa y preguntona.

Elegí ser libre y escribir, sacar fotos, transmitir lo que siento, lo que me quema el alma, me arrastra a los desafíos o me desconcierta.

Aquí no encontrarán contundencias, no leerán nada taxativo o categórico. Serán parte de mis desandar, de mis derribos, las escapadas ausentes y los silencios que adivinan entre la prosa un tanto desaliñada: mi marca registrada.

Bienvenidos a Seren Vintage Watch Gallery

lunes, 20 de marzo de 2017

Puente del Inca

Este puente natural se halla a 2700 m. sobre el nivel del mar cerca del Parque Nacional Aconcagua y también a pasos de Chile.
Si he de utilizar un término asociado a la geología debo decir que en realidad se trata de una geoforma producto de la erosión que causó el río Las Cuevas luego de miles y miles de años pasando por allí. Mide 48 m de largo, 28 m. de ancho, 8 m. de espesor y suspendido a 27 metros hasta el río.
Notarán sobre la roca unos colores muy extraños: es que allí justamente hay una fuente de aguas termales muy rica en cloruro de sodio, magnesio, sulfuro, calcio.
El Puente del Inca y sus aguas termales estuvieron en paz y en equilibrio hasta que... intervino imprudentemente la mano del hombre y destruyó el equilibrio que tan sabiamente la naturaleza había alcanzado.

En 1935 a un costado del puente fue construido un hotel, y bajo la estructura del puente unos baños termales. Lócamente se desvió el curso de las termas, se excavó la roca con tanta insensatez y con tanto impacto de daño ambiental que las rajaduras y los resquebrajamientos empezaron a ser evidentes y peligrosos.
Un alud en 1965 destruyó el hotel, que yace desde entonces semidestruido al igual que los baños termales.

Lo único que se conserva en buen estado es la capilla.









No hay comentarios.:

Publicar un comentario