Preguntarse...

PREGUNTARSE

Las preguntas, las dudas, inquirir, indagar, bucear, sumergirme en el torrente arrollador de la vida ha sido un poco la marca indeleble que tatúa mi corazón.
Siempre en busca, siempre curiosa y preguntona.

Elegí ser libre y escribir, sacar fotos, transmitir lo que siento, lo que me quema el alma, me arrastra a los desafíos o me desconcierta.

Aquí no encontrarán contundencias, no leerán nada taxativo o categórico. Serán parte de mis desandar, de mis derribos, las escapadas ausentes y los silencios que adivinan entre la prosa un tanto desaliñada: mi marca registrada.

Bienvenidos a Seren Vintage Watch Gallery

lunes, 29 de junio de 2015

Reloj Iglesia de Santa Felicitas - Relojes Monumentales de Buenos Aires, entrega N° 31

¿ Qué saldrá si mezclo en una olla histórica al actual Duque de York, el desenfreno por amores no correspondidos, uno de los relojes monumentales mas importantes y refinados de Argentina, la belleza de una mujer irresistible y los vericuetos de la alta sociedad Argentina ? Pues sale la preciosa iglesia de Santa Felicitas.
Paso a contar: doña Felicitas Guerrero fue una mujer de gran carácter, poco dócil y de una belleza que dejaba a todos ( y todas ) con la boca abierta. Nos ubicamos en la segunda mitad del siglo XIX en el que las mujeres decididas, inteligentes y hermosas eran consideradas como portadoras de una peligrosidad extrema en el buen nombre del decoro de la aristocracia porteña y las buenas costumbres copiadas de Europa. Ella despertaba pasiones, odios, amores ilimitados y desenfrenados estados de indecible lujuria. Semejante química estalló cuando un amante despechado la asesinó a fines de enero de 1872.
Los padres de Felicitas deciden construir esta bellísima iglesia en su honor y encargan el proyecto al arquitecto Eugenio Bunge. El templo ( inaugurado en 1876 ) no tiene - cuando no - un estilo definido. Es medio gótico, medio barroco, medio románico; yo lo metería en el amplio bolsón del Arte Ecléctico que tan popular y lindo sienta en Buenos Aires.
Paso al reloj. Es un mecanismo "John Moore & Sons" de 1873 de una sola cara con cuadrante de vidrio y acero. En 1998 es retirado para ser restaurado en Derby ( Inglaterra ) por la firma Smith & Sons, y se reinaugura con la presencia del Duque de York el 10 de diciembre de 1999.
Y por extraño que parezca.... en 1996 el Arzobispado de Buenos Aires cedió el templo a la Municipalidad Porteña para uso y goce del mismo.




No hay comentarios.:

Publicar un comentario